No es la tecnología, es el gobierno IT

La tecnología per se no supone o no tiene por qué suponer un valor en la empresa. Es más, la digitalización de la empresa tiene un corto alcance para la organización si solo es eso, digitalización. El valor para la empresa se encuentra en el gobierno que se haga de la tecnología en la empresa, ahí está el salto competitivo cualitativo y cuantitativo para la empresa y su misión.

La tecnología hoy en día es uno de los recursos que está permitiendo mayores índices de competitividad en las empresas y en las organizaciones en general. Pero solo es eso un recurso. Como ya hemos comentado en otros contenidos, la tecnología solo forma parte de un todo necesario para que esta tenga un impacto considerable. Es por ello que esas empresas que entienden que su ventaja competitiva consiste en tener la tecnología, se convierten en grandes recipientes tecnológicos que en la gran mayoría de las veces, no consiguen los resultados esperados por la simple posesión de ese recurso.

El gobierno IT de la empresa sería el factor importante para conseguir el rendimiento más eficiente de esa tecnología. Este gobierno lo podríamos definir como las políticas, normas y estrategias que seguimos, así como el control que ejerceremos sobre la tecnología en la empresa, para una gestión integral y eficiente de la misma. La gobernanza de cualquier recurso es importante en las organizaciones, por lo tanto, en un ámbito como la tecnología no iba a ser menos. Es importante considerar en cuanto al gobierno IT lo siguiente:

  • Ha de ser previsto y planificado a través de un mapa de gobierno IT. La improvisación es un gran aliado para el fracaso en muchas de sus vertientes de la tecnología en la empresa
  • Este plan ha de ser anterior a la adquisición y gestión de la tecnología, ha de ser una previsión de que vamos a hacer con la tecnología en esta organización
  • El gobierno IT ha de estar respaldado por alta dirección y ser conocido por toda la organización. La tecnología en la empresa tendrá usuarios, proveedores de datos, gestores de información, etc. Todos han de respetar las condiciones establecidas por el gobierno IT
  • Ha de estar en absoluta consonancia con el gobierno general de la empresa en cuanto a una alineación completa en políticas, valores, estrategias, objetivos, recursos y formas de control
  • El gobierno IT ha de considerar el uso, la transferencia, el control, la seguridad, la adquisición e incluso la creación de toda la tecnología en la empresa, por lo que este gobierno es responsable y ha de tener establecido como se habrán de comportar los usuarios, los proveedores, los dinamizadores y técnicos con respecto a la tecnología que alberguemos.
  • El gobierno IT ha de tener previsto todo lo que la empresa habrá de considerar para la gestión de la tecnología
  • El gobierno IT ha de ser algo que se revise y audite de forma periódica y que se readapte, modifique, de igual manera en función al rumbo de la empresa
  • El gobierno IT es necesario en cualquier tipo de organización independientemente de tamaño, sector, facturación o localización. Esto no es una cuestión de ámbito en empresas tecnológicas o digitalizadas.
  • La delimitación de la función del gobierno IT esta acotado por la legislación vigente, la ética de la organización, la viabilidad técnica, los valores y estrategias de la empresa, así como por su presupuesto
  • Se ha de crear un equipo con ámbito de actuación transversal en la empresa, responsable del diseño, desarrollo y control de este gobierno, y el/la responsable no necesariamente ha de ser un perfil técnico o tecnológico, de hecho en grandes corporaciones el profesional suele tener un perfil social o filosófico. Suele ser profesional muy cercano al/la CEO. En una pyme será el empresario/a o emprendedor quién deberá establecer esta función junto con el perfil tecnológico que tenga en la organización o acudir a un asesor externo en estos temas. Obviamente en el equipo del gobierno IT, si son necesarios perfiles de carácter tecnológico además de otros que permitan dotar de una visión al gobierno global, legal, ética y profesional. El gobierno IT ejemplificará todo esto en la gestión que se haga de la tecnología en la empresa

 

Por tanto, todo lo referido a que políticas y medidas de seguridad, que manera gestionaremos los datos, que tipo de software o aplicaciones adquirimos, que estrategia de cloud estableceremos, que pretendemos en 5 años en este ámbito, que tipo de perfiles profesionales seleccionaremos para la empresa, cuales habrán de ser los objetivos que alcanzar y como controlar su cumplimento y todo ello hacerlo compatible con el compliance (normas de buen gobierno en la empresa). Todo esto ha de ser consecuencia y responsabilidad de un gobierno IT, para ello, como hemos comentado, ha de ser previsto, planificado, controlado, dotado de recursos y con talento para llevar a cabo su misión, que no es otra, que la tecnología sea un valor en la empresa y que la potencie en su competitividad y reputación.

Muchos procesos de transformación digital fracasan por que no existe un gobierno IT que respalde el nuevo caminar de la organización con la tecnología. Ese gobierno IT si es adecuado provoca reducción de costes, mayores impacto, mejor imagen corporativa, pero sobre todo ayuda en un mayor nivel de eficiencia y competitividad en la empresa. No es la tecnología que tengas, es el gobierno que hagas de ella, lo que determinan tus resultados. Un buen gobierno con pocos recursos tecnológicos consigue mejores resultados en la organización que mucha tecnología gobernados inadecuadamente.

En conclusión, ten ese gobierno previsto en tu empresa para cualquier proceso de transformación digital, de digitalización o simplemente de adquisición de tecnología y trata de garantízate que efectivamente ese gobierno logra que se potencie el impacto de la tecnología en tu organización tanto a nivel interno como una fortaleza más y a nivel externo como clave competitiva en el mercado.

@rafacera

FanPage Facebook (dale a me gusta, si te gusta claro)

Sin comentarios | Leído 18 veces
Tu puedes enviar una respuesta, or trackback desde tu propio site.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *