Queridísima Pyme:

ATT/ pyme española

Estimada señora:

He tenido la osadía de escribirle esta misiva ante la preocupación que me invade cada vez que veo su evolución y actividades en el mercado.

A nadie escapa de su importancia en el panorama económico de nuestro país, de lo importante en cuanto a empleo, su gran peso económico y su relación directa con el bienestar social de España. Es por ello que como le comento me atrevido a dirigirme a Usted con la esperanza de recapacite en cuanto a su dinámica de trabajo.

Soy un humilde profesional que trata de que organizaciones como la suya ganen en competitividad y sean capaces de generar más cosas buenas para la economía propia y nacional, es por ello, que sigo como mucho sigilo y constancia todos sus movimientos, sus intentos e iniciativas, así como su tendencia y evolución. Es cierto que no todas las empresas que pertenecen a su segmento o que se etiqueta como pyme, sería justo reconocerla en la fotografía que ahora mismo le voy a mostrar, pero desgraciadamente, la imagen que le facilito de su situación es excesivamente representativa de su momento actual. Esta es la imagen que proyecta:

  • Su nivel de competitividad es bajo con respecto a su competencia
  • Sigue incidiendo en un producto centrismo desmesurado y en la falta generalizada de un marketing eficiente. Le preocupa más el producto que a quién se dirige
  • Un problema genérico en muchas de sus empresas es la descompensación de tesorería, esta acaba con más organizaciones por financiaciones inefectivas, que por modelo de negocio inapropiados
  • Su nivel y tránsito a la digitalización está o bien no llegando, o llegando tarde y de forma inapropiada en muchos casos
  • Siguen desarrollando modelos de negocios basados en procesos cortos, sin ambición de crecimiento, implementados en mercados locales, con canales tradicionales donde abunda las guerras de precios como forma de ganarse al mercado y como ventaja competitiva
  • Pero lo que más define su imagen y en mi opinión lo más importante, es un gran déficit en cuestiones de cultura directiva y management en un % altísimos de sus responsables o propietarios de sus empresas. Esta quizás sea la causa transversal de todas las grandes deficiencias antes anunciadas.

Querida y admirada pyme, hay muchos organismos que tratan de mejorar su salud, pero como “médicos”, sus diagnósticos y tratamientos no están consiguiendo los efectos deseados, al menos en el tiempo que se necesitan mejoras, todas esas enfermedades que le he comentado, no sé si esto se produce por incapacidad para conseguir un mayor y más competitivo impacto o por dejadez por su gremio.

Ejerciendo un poco de médico, le recomiendo que, si de verdad desea mantener e incluso aumentar su peso y estatus en el panorama económico español, si de verdad esta interesada en ganar la competitividad necesaria para vivir en el mercado, le recomiendo, tras el diagnóstico que le he facilitado:

  • Debe obsesionarse con una transformación digital, rápida, eficiente y que cale antes que en su empresa, en la cabeza de sus trabajadores. Busque nuevos canales como el on line para realizar sus actividades, pero hágalo de forma profesional
  • Apostar por el marketing como filosofía de negocio, no como algo de acciones más o menos llamativas, apueste en su modelo de negocio por atender clientes y no vender productos o servicios.
  • Y lo más importante, invierta en mejorar las prestaciones directivas y de management de sus dirigentes, mejoren la a sus trabajadores, orienten el negocio en función al conocimiento y no la intuición, busquen nuevos mercados, tenga como objetivo no solo sobrevivir o crear el puesto de trabajo del empresario, sino crecer de forma eficiente

Perdone señora pyme mi atrevimiento al envío de esta misiva, pero sé que es la unica forma de trasladarle mi pensamiento.

Conozco a demasiadas personas que viven gracias a una pyme y al final, todo esto de la economía y la competitividad de las empresas, va de eso, de la mejora de su capacidad para ser un agente económico que traslade mucho más bienestar a la sociedad, es por ello que mantengo la esperanza de que su mejora suponga una mejor vida para las personas. Esto solo será posible si cambia el rumbo de su camino si incorpora más herramientas de competitividad y si de verdad todo ello lo hace a tiempo.

Ruego me disculpe si cree que es inapropiado las palabras que le he dirigido o mi atrevimiento a hacerle ver mi impresión sobre su realidad, pero me he visto en la obligación de trasmitirle mis miedos y sensaciones, sin más, con la esperanza de reconducir su situación y que esto suponga un valor en nuestra sociedad para su bienestar…

Reciba un cordial saludo de este que le quiere competitiva por la cuenta que nos trae a toda la sociedad

Siempre suyo

Fdo: Rafa Cera

@rafacera
FanPage Facebook (dale a me gusta, si te gusta claro)

Sin comentarios | Leído 26 veces

Tu puedes enviar una respuesta, or trackback desde tu propio site.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *